Buscar este blog

Cargando...

Entrevista por RNV, La Derecha Oposicionista

miércoles, 28 de enero de 2015



Esa película ya la vi;.. “ Diosdado y el Cartel de los Soles”
Por: Pedro Patiño
Red Bolivariana
Pareciera que se acabó la inventiva de los laboratorios de guerra sucia que operan contra Venezuela. El reciclaje de fórmulas ya empleadas y desgastadas la utilizan como algo novedoso. Los sectores hostiles, sean mediáticos, tecnológicos, comerciales o financieros que desean desde hace décadas apoderarse de nuestros recursos energéticos y humanos (esa es la verdad verdadera), tienen una sequía de inventiva descomunal. Porque lo decimos: Hoy en día utilizan una variable económica de asfixia de la población, como la usaron en los tiempos de Salvador Allende (1973), creen que los pueblos no cambian con el tiempo. El Chile del mártir presidente Salvador Allende del año 1973 no es la Venezuela Revolucionaria de 2015. Han pasado casi 42 años. Las agencias de inteligencia contrarrevolucionaria remueven el baúl de los recuerdos y tratan de aplicar las mismas fórmulas. Nicolás Maduro no es Salvador Allende, ni tampoco las variables que lograron remover militarmente a Chile en nada se parecen a las nuestras. Hoy los ciudadanos, están conscientes que el problema de escasez y desabastecimiento, así como, de la especulación, no recae totalmente en el gobierno central.
El gobierno central ha fallado, pero en los controles, su inocencia con el sector parasitario industrial ha sido enorme. Es como esas novias que le piden a uno amor eterno, y que solo con un sí, se conformarían. Y eso es lo que ha pasado, Los comerciantes e “industriales” han mentido y traicionado a la nación. Todo ha sido un “SI”, pero en la práctica es un “NO”. Se le ha entregado dólares preferenciales, se han modificado reglas del juego económico para sus bolsillos y nada de nada. No producen, y peor aún, dicen que están amenazados y sin dólares, mientras lo poco que producen es enviado a la hermana república de Colombia. Los ciudadanos deben estar claros, el estado poco produce, la gran mayoría de la producción de bienes y alimentos viene o venían del sector privado. No existe gobierno en el mundo que acapare, que esconda, que suba los precios, simple, pierde de ipso facto la voluntad y la simpatía de los ciudadanos. Nuestro problema es básicamente el modelo rentista y de dadivas, regalías que se otorgan sin esfuerzo alguno a tantas gentes incluyendo nacionales, inmigrantes e “industriales”. Tenemos un gran problema conceptual. Confundimos; Solidaridad con Asistencialismo. La primera debe hacerse en los casos de pobreza crítica y extrema, pero involucrando la educación y el trabajo necesario, la segunda es un morbo proveniente del populismo nacionalista o social que han incurrido socialdemócratas o socialistas. El trabajo es la única herramienta que tenemos para salir adelante. Ya basta del papá estado o paternalismo de estado vigente en Venezuela desde hace siglos.
Sobre la película “Diosdado y el Cartel de los Soles”, debe ser un mal remake de los laboratorios hostiles en contra de la revolución bolivariana. Hay que pedirle al departamento de estado, que renueve ese personal que parece quedo en el pasado. Están igualitos que el FMI, que desempolva políticas económicas añejas, que ya no tienen vialidad en este siglo… amanecerá y veremos
Ninguna crisis es eterna… Venceremos¡¡¡
venezuelaeconomicaypolitica.wordpress.com

domingo, 18 de enero de 2015



Por Fin Maduro agarro el Toro por los cachos.. ”La Distribución”.
Por: Pedro Patiño
Red Bolivariana
En mi último artículo mencioné que la distribución de rubros básicos de la economía era una de las principales fallas que tenía el gobierno y debía solventarla. No solo a nivel privado sino también dentro de la competencia del estado. Esto no es nuevo, en un artículo del año 2011  pueden leerlo aquí: http://www.aporrea.org/actualidad/a134289.html , profundizo sobre este asunto, allí expongo que la cadena de distribución del estado presenta fallas, es de suponer que estos errores de planificación, ejecución, supervisión aunado a la guerra económica del sector privado da como consecuencia la economía de guerra que sufren los venezolanos.
El premio nobel de economía (1998), el indio Amartya Sen es muy explícito sobre la variable “Distribución”. Dice Amartya lo siguiente: ”El hambre no es consecuencia de falta de alimentos, sino de las desigualdades en los mecanismos de distribución de alimentos”.. El trabajo de Amartya Sen fue basado en que el hambre se produce por la escasez absoluta de alimentos, él dice “El hambre caracteriza a personas que no tienen suficiente alimentos para comer, y no a una situación en la que no hay suficiente alimento disponible”.
Estas consideraciones de este premio nobel, caen como anillo al dedo a la situación coyuntural que vivimos hoy en Venezuela.
El presidente Maduro en su alocución al llegar de la gira por países OPEP y no OPEP, ha dado en el clavo. Como sabemos la empresa privada maneja alrededor del 85 % de producción y distribución en el país. Solamente en algunos rubros como Café, Harina de maíz, y Aceite, el estado maneja cifras importantes de producción y distribución. Posiblemente muchas personas se preguntaran, Ok, ¿pero como distribuyes lo que no produces?, para eso están las importaciones. Otra pregunta sería; ¿ Como hace el “industrial” privado para distribuir sino su capacidad real de producción ha bajado considerablemente?. Bueno aquí se debe hacer una supervisión de todo el parque productivo y ver qué capacidad maneja hoy por hoy ese sector, y porque las fallas que presentan, como sabemos, a muchos “industriales” se concedió divisas y no hubo repunte de producción, ¿falta de mantenimiento preventivo de sus máquinas? o ¿Falta de repuestos? ¿Vacaciones a personal? o ¿Parada artificial para crear desabastecimiento?. Todo esto hay que analizarlo e investigarlo, pero sigamos con la variable “distribución”.
La ley de seguridad alimentaria del 2008 dictamina 3 meses de inventario en rubros esenciales y reservas estratégicas de alimentos. Hoy vemos, que las compras nerviosas sumadas al contrabando de extracción y el bachaqueo interno, te desaparecen de los anaqueles el consumo de un año en apenas 6 horas. Es decir, no estamos en una situación normal de consumo, por eso la emergencia de tomar medidas rápidas eficientes.
El estado venezolano tiene la capacidad de distribuir el 33 % de lo que producimos e importamos, esto es muy poco comparado con lo que maneja el sector privado. Hay regiones en Venezuela que tiene que emigrar a otros estados para poder comprar algunos insumos. Como ejemplo tenemos el estado Yaracuy, que sus habitantes tienen que ir a Carabobo para poder adquirir productos esenciales. Internamente en los estados también existe ese desfase, por ejemplo los habitantes de Puerto Cabello deben ir hacer sus colas a Valencia. Como vemos es un asunto de Distribución. El mecanismo de “Distribución” es dependiente de otros ya que es el último elemento de una cadena: Producción, Importación, Almacenamiento y Distribución.
Durante el proceso revolucionario bolivariano ha subido el nivel de vida de toda la población, han aumentado el número de personas que comen habitualmente carne y productos lácteos. Quizás uno de los problemas de distribución tiene que ver mucho como está conformado poblacionalmente nuestro territorio nacional. Como sabemos hay un desajuste histórico entre la cantidad de ciudadanos que viven en las grandes ciudades y otro en regiones alejadas de los grandes centros del país. El grueso de la población vive en el eje costero montañoso unos 80% en un territorio de apenas 20 %, la Región de los Llanos tiene un índice poblacional del 10% en un 28 % de territorio y la Región Guayana un 6% en una inmensidad del 48% del territorio nacional, sin olvidar las islas que como sabemos presentan dificultades de abastecimiento. Esto hace depender a estas zonas, de algo que se denomina “intermediarios”, aunque específicamente estos no manejan directamente la distribución de fábricas o de puertos, son vistos como “Canales de Distribución”. Son los mayoristas y minoristas que compran y revenden mercancías. Muchos de ellos utilizan la falsa comercialización de los productos básicos, que luego van a parar a los comerciantes independientes que lo vuelven a revender implicando el uso del sobreprecio especulativo o “Valoración a Costo Total”, que es un método para determinar el precio de un bien agregando un porcentaje de sobreprecio al costo variable promedio, es utilizado empíricamente por pequeños artesanos, mini abastos y bodegas. Todo esto debe terminar y comenzar un nuevo modelo económico.
Terminamos este articulo con lo siguiente..” La economía global produce alimentos suficientes para alimentar a casi 6 mil millones de habitantes, e incluso más si se distribuyen equitativamente. De modo que una mejor distribución de los alimentos es un componente esencial de cualquier estrategia de un país o estado-nación para mejorar la seguridad alimentaria”..
Ninguna crisis es eterna.. Llego La Hora… Venceremos¡¡
venezuelaeconomicaypolitica.wordpress.com
@pjph


lunes, 5 de enero de 2015



La “industrialización” en Venezuela tiene 69 años y ¡nanai nanai¡.
Por: Pedro Patiño
Red Bolivariana
Los adversarios del gobierno bolivariano exclaman que las políticas económicas empleadas en los últimos 15 años no han sido efectivas para lograr la plena soberanía económica. Hay que aclarar que el modelo económico heredado por la revolución chavista tiene como fundamento el aplicar “camisas de fuerza” a cualquier iniciativa que trate de cambiar el paradigma económico del cual tenemos alrededor de 69 años. En 1946, más específicamente el 29 de mayo de ese año, se creó la Corporación Venezolana de Fomento (CVF). Este ente  trato de instrumentar en el país lo que años después la CEPAL (Comisión Económica para América Latina), denomino “Industrialización por Sustitución de Importaciones”. Como vemos, Venezuela tuvo para esa época una visión económica bastante adelantada en la región. La diversificación de la economía para esa época (1946) y para esta (2015) era una prioridad. Nuestro país era y es eminentemente petrolero, la CVF de entonces se propuso crear los mecanismos de otorgamiento de créditos a empresarios privados que quisieran desarrollar la agricultura, cría de ganados, industria y minería. Cualquier parecido con la realidad actual no es pura coincidencia. Es decir seguimos con el mismo esquema de hace 69 años.
La política económica de “Industrialización” que comenzó con la creación de la CVF, tuvo más o menos vigencia con resultados altos y bajos hasta el gobierno de Jaime Lusinchi (AD), debemos recordar que la crisis económica y política para esa época tuvo orígenes variados y podemos decir que se inició en el quinquenio de Luis Herrera (1979-1984), pasando por Lusinchi (1984-1989), culminando este ciclo de pésimas políticas económicas con sus devaluaciones y protestas sangrientas en el periodo de Carlos A. Pérez II (1989-1993). CAP no logro terminar su mandato, quienes culminaron ese gobierno Octavio Lepage y Ramón. J. Velásquez muy poco pudieron hacer en un año de gestión. La economía se resquebrajo de tal manera que en la presidencia de Rafael Caldera II (1994-1999) la inflación logro una cifra record de 103,4 %.
Voy a pegar unos retazos de un artículo que escribí en mayo de 2010, para que el lector comprenda de dónde venimos: (…)”Una de las principales variables que acontecieron en la época de la dictadura de partidos (IV Rep), fue la búsqueda de la maximización de ganancia sin ninguna inversión, la explotación del obrero, y la obtención de dinero fresco a través de componendas políticas, clientelismo, corrupción etc. Todo esto distorsiono el modelo económico venezolano. En cualquier otro país las ganancias de los empresarios son controladas por el estado lo es en los USA y en Europa, esto para minimizar la especulación y la usura. En la Venezuela del siglo pasado esto no ocurrió así”. (…)”La liberación de precios en 1979 y luego la devaluación de la moneda en 1983 lanzo el cohete indetenible de la inflación”. (…) “CAP y Luis Herrera liberaron los precios de los servicios y de alimentos, dejó en manos de los comerciantes especuladores la fijación de precios de la comida y las medicinas, Liberaron las tasas de interés y dejaron en manos de especuladores financieros el crédito, privatizaron parte de las empresas públicas”. (…) “La inestabilidad monetaria venezolana comenzó en 1983 con Luis Herrera con su famoso “Viernes Negro”, debemos recordar que con los adecos y los copeyanos en el poder ocurrió el fatídico “Caracazo” con más de seis mil muertos y muchos desaparecidos, 27 de Febrero de 1989, fecha que no podemos olvidar tan fácilmente. En apenas 14 años queridos lectores (1983-1997), la devaluación fue de 11600 %, y la inflación acumulada en ese mismo periodo alcanza la astronómica cifra de 12800 %. Recordemos la inflación record de Caldera II de 103,4  en 1996”. (…) “No debemos olvidar que de 1973 a 1998 los precios de los servicios se incrementaron 36500 %, y solo el rublo de Alimentos y Bebidas llega en ese mismo periodo a 89000%. Ahora bien, donde estaba Fedecamaras y sus acólitos, en este desbarajuste económico que hundió en miseria, hambre y pobreza a nuestra patria”. (…) Debemos de tener memoria histórica para que estos hechos no vuelvan a repetirse. La Revolución tiene 11 años, podemos compararla con cualquier década desde 1973 para acá, y verán que nuestro proceso ha sido mucho mejor. Que debemos mejorar, por supuesto, todo proceso revolucionario es perfectible en el tiempo y en el espacio. Pero por favor, no vengan a decir quienes estuvieron frente al país en esas décadas perdidas y con una oportunidad de oro, y no la aprovecharon, sino que le dieron la espalda al pueblo, y ahora quieren rasgarse las vestiduras, que las políticas económicas, sociales, culturales no han sido mejor ahora en Revolución”(…). Este artículo completo lo pueden leer aquí: http://www.aporrea.org/oposicion/a100464.html
Como ven estimados lectores, la situación era peliaguda en las últimas décadas del siglo pasado. Hay que conocer la historia, de allí podemos sacar mucho provecho a la hora de aplicar políticas económicas eficientes en la actualidad. Sobre Fedecamaras podemos decir que este ente se fundó en 1944, es decir dos años antes que la moderna y avanzada para la época CVF. La pregunta; ¿Qué ha hecho Fedecamaras por nuestra economía en 70 años (1944-2014)? Ustedes mismo deben responder esa pregunta.
Como conclusión, podemos decir que, un problema estructural que tiene casi 7 décadas, muy difícilmente se puede solucionar en década y media, más aún, si el status quo económico tiene el mismo perfil y la misma estructura, sobre todo basado en la misma renta petrolera, hacedora de milagros.
La Revolución Bolivariana Chavista, podemos definirla en dos aspectos fundamentales, el primero como la profundización “política” y geopolítica de Venezuela en el contexto interno, regional y mundial. La segunda, que comienza este año (ojala sea así), como La “Revolución Económica” en procura de ir desmontando el estadio económico inoperante, parasitario, improductivo, deficiente y mono productor. Al Presidente Chávez toco realizar la Revolución Política, toca ahora a Maduro hacer el esfuerzo de cristalizar la Revolución Económica.
Seguiremos insistiendo que con subsidios, subvenciones, dadivas, créditos blandos a los sectores industriales que solo importan y no producen ni una aguja no saldremos de esta crisis que por ahora comienza con signos de recesión. Tampoco, el asistencialismo al extremis de sectores sociales que se han mantenido al margen del aparato productivo y solo se ocupan de recibir sus becas, esto puede ser lapidario para el proceso continuar con este populismo social. El campo espera a un contingente cualificado y calificado de venezolanos y extranjeros para trabajar en él. Son alrededor de 33 millones de hectáreas fertiles, un tamaño similar a Italia. Llego la Hora….que esperamos… Venceremos¡¡¡
venezuelaeconomicaypolitica.wordpress.com

lunes, 29 de diciembre de 2014



2015; Año de las definiciones para el gobierno y la oposición.
Por: Pedro Patiño
Red Bolivariana
El año que está a punto de comenzar debe convertirse en un reto económico y político para la revolución bolivariana. Antepongo la economía antes que la política, ya que esta será la que ocupe mayor preponderancia en el primer semestre del año 2015. Lo que ocurra en lo económico se reflejara en las elecciones parlamentarias de diciembre próximo. El éxito económico o por lo menos la detenida en caída libre de nuestra economía será extrapolado para tener unas elecciones parlamentarias exitosas. Este es el punto principalísimo que tiene el gobierno de Nicolás Maduro y su equipo que lo acompaña. Si ellos logran entender que la economía es prioritaria, podrán hacer las correcciones necesarias que casi todo el mundo las conoce y pareciera que el gobierno y el gabinete económico las mira de soslayo. Más allá de lo puntual que son estas medidas y repetimos todos las conocemos, no vamos a enumerarlas porque sería redundar más en esta materia, es si el Presidente Maduro y su gabinete económico tendrán la voluntad política de hacer estos cambios estructurales y no seguir colocando pequeños pañitos de agua tibia y de escurrir el bulto con medidas asistencialistas y de subsidios que más acercan el modelo bolivariano a una especia de populismo social. El 2015 es un año definitorio para el gobierno. Se juega la continuidad de un proceso que más allá de sus errores ha representado la esperanza de una gran mayoría de venezolanos que nunca fueron tomados en cuenta por gobierno anteriores. Las crisis económicas no son eternas, pero corroen las bases políticas. La corrupción, el burocratismo, populismo, diversificación de la economía, las mejoras en el sistema de salud, educación, repotenciar el sector secundario, son algunos retos para el 2015. El precio del petróleo es una variable que se nos escapa de las manos, pero este bajón de los precios tampoco será indefinido. Concluimos que, el gobierno bolivariano debe en los primeros 6 meses del 2015, ir a soluciones concretas en lo económico, porque si no, quedara como novia de pueblo.
00000000000000000000000000000000000000000000000000000000
La oposición también tendrá que revisarse. Los infinitos errores cometidos por un pequeño sector que fue avalado por la mayoría de la MUD los llevo a un punto de quiebre.  El terrorismo, aplicado por las acciones fascistas de la guarimba, las continuas reuniones efectuadas con delegaciones de países hostiles al nuestro, la injerencia de medios de comunicación en las políticas internas, así como, las acciones de coerción e intimidación del gobierno de los EEUU que son avalados por la mayoría parlamentaria de la oposición refleja el gran cordón umbilical que une a los factores foráneos con los factores políticos de la derecha venezolana. Sin contar la oposición económica representada por la burguesía dueña de los medios de producción la cual desde el 2010 han tratado de llevar a Venezuela con cierto éxito a una economía de guerra. La “Salida” como instrumento político para derrocar al gobierno constitucional bolivariano fue todo un fracaso. Más bien logro el efecto bumerang, es decir, todo lo contrario, no podemos olvidarnos de las lamentables muertes de ciudadanos venezolanos y perdidas millonarias en infraestructura, hoy, los cabecillas de estas acciones se encuentran presos o inhabilitados políticamente. Para el 2015 la oposición deberá recurrir al pragmatismo político, o se coloca a favor de la línea terrorista o busca los caminos democráticos para lograr encontrar espacios, los cuales perdieron durante el 2014. No hay otra.
 La gran mayoría de los venezolanos quieren vivir en paz, sin zozobra, con trabajo y que los servicios públicos funcionen. Los padres de familia desean ver a sus hijos graduarse y que estos no sufran la “enfermedad del diploma”, es decir, un título pero sin trabajo, y lo peor aún sin oportunidad por el escaso parque industrial que tenemos.
Economía y Política, son las prioridades en ese orden. Si la coyuntura de las parlamentarias arropa al gobierno, este lamentablemente perderá espacios. Si la oposición sigue por el atajo del golpismo, se volverá polvo cósmico. Si todo esto se cumple, Venezuela tendría un nivel de inestabilidad que no queremos imaginarnos. Pero como todo, después del caos viene la calma….. Venceremos¡¡
Felices Fiestas de Fin de Año, y un Próspero e Irreductible 2015.
Llego la hora de las definiciones.
venezuelaeconomicaypolitica.wordpress.com