Buscar este blog

Cargando...

Entrevista por RNV, La Derecha Oposicionista

jueves, 21 de julio de 2016



La verdad sobre reapertura con Cúcuta; 30 % de los comercios de allá rechazan reapertura fronteriza.
Por: Pedro Patiño
Red Bolivariana
La ciudad de San José de Cúcuta, capital del Departamento de Norte de Santander, con una superficie de unos 1.176 km2, muy parecida al tamaño de Valencia-Edo Carabobo (1.572 Km2), pero con muchísimos menos habitantes, Cúcuta con unos 700 mil cucuteños, y Valencia con más de 1.712.409 valencianos ( sin contar área metropolitana en ambos casos). Cúcuta está a unos 898 km de Caracas, pero como ciudad fronteriza, se encuentra muy cerca de Ureña (8,3 Km), San Antonio (12,6 Km) y de San Cristóbal (52,4 Km). De San Antonio del Táchira la separa un puente (Simón Bolívar) de unos 315 mts de largo y unos 7,3 mts de ancho, de Ureña el puente Santander (210 mts largo y 7,3 mts de ancho), como observan, cualquier afluencia masiva de transeúntes o de vehículos colapsaran el paso fronterizo, de hecho, esta es una característica de los dos puentes cuando la frontera esta activa, no podemos olvidar las famosas trochas, donde también son requeridas para el paso peatonal y de vehículos rústicos. En fin, Cúcuta está allí mismito para quienes viven en esa parte de Venezuela y para los cucuteños, Venezuela está a punto de caramelo también.
Hay que acotar, que las cifras abultadas que se dieron alegremente de que el fin de semana pasada, más de 150.000 venezolanos se trasladaron a Cúcuta, nos parece un poco imaginativa. La ciudad de Ureña tiene alrededor de 38.000 Hab, San Antonio unos 62.000 Hab, esto sumaria ( en dado caso que ambas ciudades quedaron vacías), unas 100.000 personas, el resto ( si son verdad los números), provienen de San Cristóbal y de diferentes partes del país ( unas 50.000 personas), ahora bien, en dos días, en 16 horas, resulta difícil, fíjense, en diciembre de 2014, Colombia fue visitada por 200 mil turistas ( la suma en todo el país), por eso nos resulta extraño estas cifras dadas por los mass media. Pero vamos al grano.
La Cámara de Comercio de Cúcuta, después de la medida de cierre de frontera ejecutada por el presidente Nicolás Maduro, debido a una serie de irregularidades en los ámbitos económicos y sociales, realizo una serie de estudios y encuestas, para ver el grado de afectación de sus afiliados con respecto a este cierre. El estudio arrojo 70% de acuerdo con la reapertura y un 30% en total desacuerdo. Ahora bien quienes son esos 30% que no quieren la reapertura y porque. Resulta que los establecimientos comerciales (más de 150), y unos cuantos de gran envergadura (de 200 hasta 300 almacenes), más de 2 mil pequeños negocios y unos 200 mini abastos, sin contar los vendedores al menudeo, todos ellos son afectados con el contrabando proveniente de Venezuela, que inunda de productos “hecho en Venezuela” el mercado cucuteño y a precios un poco más bajo que el fijado por los comercios legales. En esta coyuntura de cierre parcial de frontera (decimos parcial, porque el contrabando continua), los comercios, sobre todo en lo referido a ventas de productos de aseo personal y aseo del hogar elevaron sus ventas de manera positiva, no así era el caso, cuando la frontera estaba abierta formalmente. Los artesanos cucuteños también tuvieron un repunte en sus ventas, ya que ahora no competían con productos elaborados o importados de Venezuela, contrabandeados desde nuestro país. Hay que acotar que Cúcuta es la ciudad con mayor inflación y mayor desempleo de Colombia (lugares 1 y 2). Con el cierre parcial de la frontera, el comercio informal disminuyo, y el desempleo formal también, es fácil explicar este fenómeno, al haber menos mercancía que provienen de Venezuela, baja el volumen de buhoneros, y estos deben ir a buscar empleo en las empresas del ramo de calzados, manufactura, industria láctea, textiles, marroquinería, cemento y grandes cadenas de tiendas. Aun con todo esto, el desempleo sigue siendo un dolor de cabeza para las autoridades. Una de las mejoras con respecto a la inseguridad (Cúcuta fue catalogada como la ciudad número 22 de las más violentas del mundo (2013), y la 47 de las 50 más peligrosas (2014)), es el ataque frontal a las mafias contrabandistas financiadas por capitales venezolanos y colombianos, el informe revela la captura de 74 personas (entre ellos 5 venezolanos) y un contrabando de 13 mil millones de pesos. Quizás con la frontera abierta totalmente esta captura no se hubiese llevado a cabo. Hay que recordar que Colombia tiene un índice de trabajadores informales de 48%, Cúcuta tiene antes del cierre 23 %. No podemos olvidar que el expendio de gasolina (o nafta) subió en Cúcuta de 4 millones de galones a 12 millones de galones durante este cierre de frontera, esto sin duda alguna afecta al fisco nacional, que subsidia la gasolina en esa región (unos 150 mil millones de pesos), como sabemos el contrabando de gasolina desde Venezuela era brutal. No todo lo que brilla es oro, con respecto a la reapertura de la frontera. Algunos preguntaran, bueno que van a contrabandear de Venezuela a Cúcuta si aquí no hay nada… recuerden que ninguna crisis es eterna….
Notas en el tintero: I) “Te pareces tanto a mi” dice la canción, que le canta Ramos Allup a los ex ministros de Chávez y ex chavistas que apoyan el referéndum revocatorio. II)  El militar retirado Cliver Alcalá gusta que los REDI (Regiones de Defensa Integral) estén supervisando los establecimientos comerciales durante operativos, pero le digo algo, muchos de ellos realizan reventa de productos amparándose en el uniforme. III) El asesor financiero Boris Ackerman en el programa de globovisión “Con todo y Penzini” la boto de jonrón, al decir: “Hay que privatizar PDVSA”. La sinceridad de Ackerman es un reflejo de lo que haría la derecha si llegara al poder central, lo chistoso del asunto fue, la cara de mi tocayo Pedro Penzini jr, se puso rojo y fue a comerciales rápidamente. IV) Muy buena esa del ministro Juan Arias, de institucionalizar una “Formación Gerencial Industrial” para operarios y obreros. Reflexión: ¿quiénes son más indispensables para una fábrica los trabajadores o sus patronos?. V) Sería interesante un debate público, entre quienes alegan que PDVSA está quebrada y Fernando Travieso u otros expertos en la materia. VI) para los creyentes y fanáticos del capitalismo político, deben mirarse en el espejo de Argentina. Con Macri hay más pobres en lo que va de su gestión que en los últimos 4 años del gobierno de Cristina Fernández. VII) Los dos aumentos salariales referidos por Pérez Abad, deberían estar en el orden de los 30 mil bolívares cada uno, para poder equilibrar los ingresos con el valor de la cesta básica. VIII) No sabemos que paso con la impresión de billetes de 500, 1000 y 2000 Bs, congelación de precios y unificación cambiaria. IX) Muy bien lo dicho por el Presidente Maduro de copiar los modelos científicos de control de calidad, de gestión en los procesos y normas ISO en la gestión de su política económica y social, si lo aplicara, las no conformidades serian evidentes, ojala y lo haga. X) Muy buena la reactivación de la planta de Kimberly Clark, lo malo es que no se dio el chance de entregar a sus verdaderos dueños (los trabajadores) dicha fabrica, o por lo menos de manera accionaria.
Sayonara¡¡.